La jubilada que abatió a un ladrón en Córdoba fue sobreseída: "Vos no me vas a matar a mí, yo te voy a matar a vos"

La mujer disparó contra uno de los dos delincuentes que ingresaron a su casa con fines de robo y golpearon a su marido. Tras conocer la decisión de la Justicia, realizó impactantes declaraciones a un medio local.

La mujer que había asesinado a un delincuente en Córdoba fue sobreseída.

La jubilada que había sido acusada de matar a un ladrón que entró a robar en su casa de Córdoba, fue sobreseída, al considerar la Justicia que actuó en defensa propia.


El juzgado de control de Cosquín falló a favor de María Eva Gastiareana, la mujer que había sido protagonista de un violento hecho ocurrido en agosto pasado, luego de las tareas realizadas en busca de esclarecer lo ocurrido.

La noticia fue confirmada por la jubilada, que habló con la prensa tras conocer la disposición judicial.

“Recibí una notificación que me comunica el sobreseimiento total fundado en la legítima defensa, cuando el 17 de agosto pasado, maté a un delincuente que ingresó a mi domicilio luego de golpear a mi marido y darlo por muerto”, señaló en diálogo con Cadena 3.

La docente y abogada estaba imputada por homicidio, luego de que usara un arma de fuego que tenía en su casa para asesinar a uno de los dos delincuentes que entró a robar a su domicilio de la ciudad de Bialet Massé.

Todo ocurrió el pasado 25 de agosto, cuando efectivos de la departamental de Punilla detuvieron a un hombre que sería el cómplice del delincuente que fue asesinado por Gastiareana.

En aquel momento se dispuso la detención del sospechoso. El delincuente luego fue trasladado al Establecimiento Penitenciario 9 (UCA) y finalmente el Ministerio Público Fiscal confirmó que fiscalía de Instrucción de Cosquín lo imputó por robo calificado.

Cómo fue el robo a la jubilada en Córdoba
El hecho ocurrió el miércoles 17 de agosto, pasadas las 23, luego de que la pareja terminara de cenar.

Según el relato de la mujer, ella lavado los platos y se fue a acostar al piso de arriba y Carlos Mora -su marido- se quedó mirando televisión.

Sin embargo, a los pocos minutos se cortó la luz en la casa y notaron que era un corte que afectaba a todo el barrio. Mora fue al garage para subir la llave térmica y ahí lo interceptaron dos delincuentes que lo empezaron a golpear en el rostro y en todo el cuerpo con un objeto similar a un arma de fuego.

Gastiarena escuchó los ruidos, sospechó que podía tratarse de un robo y, camino al garage, agarró su arma de fuego. “Vi venir a dos personas, una creo que tenía un arma en sus manos. Otro, un palo y fue a ese a quién le disparé y quedó tendido en la escalera. Saqué mi arma y le dije ‘vos no me vas a matar a mí, yo te voy a matar a vos’. Cuando empecé a disparar, uno se salvó. Pero sí le disparé al otro”, narró a Cadena 3.

El fallecido, Marcos Nicolás Farías, era un hombre de 30 años que murió a los pocos minutos. Mientras que el asaltante que no había resultado herido se dio a la fuga por una ventana.

Según la información que aportó luego la Policía, el fallecido tenía antecedentes por robo calificado y había sido condenado por un delito similar en 2019.